Blog de Informática y Tecnología

Depau Sistemas / Novedades - Review  / Kingston HyperX: Bienvenidos, jugones

A finales de los 70 Bo Derek hizo aquello de 10, la mujer perfecta, cuando todos sabíamos que la excelencia rara vez existe. En esto de la informática, menos aún. Otra cosa es que haya marcas que se acerquen, por trayectoria y fiabilidad, a estándares de calidad superiores al resto. Kingston es una ellas. Este fabricante estadounidense de productos de memoria lleva años posicionándose como líder indiscutible en su sector. Y no por casualidad, como veremos centrándonos en la gama Kingston HyperX FURY.

Haciendo memoria

En 1970 salieron a la venta las primeras memorias RAM, con semiconductores de silicio y 64 bits de memoria. En 1987 Kingston introdujo el módulo de memoria en línea SIMM. Fue el comienzo de las memorias propietarias para PCs y portátiles. La comprobación al 100% de sus productos se implantó en 1989, garantizando su legendaria calidad. En 1999 llegó la memoria ValueRAM para sistemas genéricos, que podía ser expandida sin necesidad de cambiar el equipo. En 2002, las crecientes necesidades del entorno multimedia llevaron a la creación de los módulos de alto rendimiento HyperX, con capacidad para trabajar con imágenes y vídeos en tiempo real. Dentro de la serie HyperX encontramos las gamas FURY, Savage, Predator e Impact. Tanto en DDR3 como DDR4.

FURY: Rápida y furiosa

Aún siendo la gama de entrada de las memorias Kingston HyperX, los módulos FURY DDR4 son una apuesta segura para cualquier equipo gaming. Quien dice gaming, dice edición de vídeo, render 3D y otras acciones que requieran procesos de trabajo largos y constantes.

Optimizados para chipsets X99 y serie 20Dimensiones HyperX0 de Intel, reconocen automáticamente la placa base y hacen overclocking a la mayor frecuencia de la que son capaces. Se presentan en velocidades de 2133, 2400 y 2666MHz. Como funcionan a 1.2V, con un menor consumo de energía que la DDR3, se mantienen a baja temperatura. En los momentos en que se requiera mayor rendimiento, su disipador de calor -tan llamativo y característico- se encarga de hacerlo posible. En cuanto a latencia (el tiempo que tarda la memoria en situarse en una determinada celda para leer o escribir su contenido), encontramos valores CL14-CL16.

Se trata, pues, de componentes que ofrecen velocidades rápidas, alto rendimiento y resultados brutales, a un precio razonable.

Hiperlujo, HyperX

Recapitulando, la gama Kingston HyperX está enfocada a la máxima eficiencia, pero abarca modelos que cubren las necesidades de prácticamente cualquier usuario. Hemos visto que la 

 

gama de entrada FURY cumple con esas premisas: Calidad superior. Fiabilidad marca de la casa. Overclocking automático. Disipadores de perfil bajo que garantizan la coexistencia con casi cualquier refrigerador de CPU. Bajo consumo energético.

Después de todo, se trata de un producto de Kingston, sinónimo de fiabilidad y experiencia. Hasta Rex, el logo de la marca, se ha convertido en un icono mundial. Un moái tecnológico que sigue haciendo bueno el primer lema de la empresa: Mejorar tu memoria. Y pocas memorias son mejores para un equipo de gaming como la HyperX FURY. No podemos darle un 10 por motivos sentimentales (Bo Derek solo hay una), pero el 9.5 lo tiene garantizado.

Tenéis el catálogo de memorias Kingston HyperX FURY a vuestra disposición en nuestra tienda online. 

Etiquetas Artículo

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

Pin It on Pinterest

Share This